Canarias aumenta la emisión y recepción de facturas electrónicas en 2017

Canarias ocupó en 2017 la séptima posición en volumen total de facturas emitidas y la novena posición en volumen total de facturas recibidas en España, según el Estudio sobre el uso de la Factura Electrónica en España 2016-2017, elaborado por SERES.

Por volumen, las facturas emitidas en Canarias en 2017 representaron el 2,07% del total, un porcentaje ligeramente inferior al 2,18% registrado en 2016. Por volumen de empresas emisoras, la participación fue del 2,67% en 2017, por encima del 2,29% registrado en 2016.

En el apartado de volumen de facturas recibidas, Canarias se sitúa en el noveno puesto, con el 3,71% en 2017, por encima del 3,10% de 2016. En cuanto al volumen de empresas receptoras, fue del 2,22% en 2017, por encima del 1,84% de 2016.

De acuerdo con el informe, el número de facturas electrónicas procesadas en 2017 en España ascendió a 156.656.072 documentos, un 32,19% más que en 2016. Del total, 129.806.396 documentos, un 35,2% más que en 2016, corresponden a transacciones entre empresas (B2B), 15.970.500, un 25,7% más que en año anterior, a operaciones entre empresas y las administraciones públicas (B2G) y 10.656.072 a ventas de empresas a particulares (B2C), lo que representa un incremento del 11,13%.

Según el estudio, gracias al uso de la factura electrónica, se ahorraron un total de 775,5 millones en la gestión de las facturas recibidas y 440,2 millones de euros en la gestión de las facturas emitidas. También se ahorraron 570.303 horas en la tramitación de las facturas recibidas y 92.127 horas en las emitidas, además de reducir de manera significativa el impacto medioambiental derivado de la eliminación del uso de papel.

De acuerdo con SERES, la entrada en vigor del Suministro Inmediato de Información (SII), en julio de 2017, ha supuesto una trasformación de la declaración del IVA para las grandes empresas españolas, "y muchas de ellas han encontrado en la factura electrónica el mejor aliado para cumplir con su obligatoriedad y suministrar sus registros a tiempo a la AEAT, lo que se ha reflejado en los resultados del estudio".

El estudio refleja también la inestabilidad política vivida en Cataluña en la segunda mitad del 2017, que ha provocado el movimiento de empresas a otras Comunidades Autónomas, bajando los niveles de facturación en Cataluña.

También en la UE

Alberto Redondo, director de Marketing de SERES para Iberia y LATAM, ha explicado que este crecimiento continuado desde el primer estudio, en 2009, que es similar en la mayoría de los países de nuestro entorno, ha llevado a la Unión Europea a establecer en todos los países miembros un mismo formato de e-factura, que facilitará las transacciones comerciales entre los diferentes países europeos. Así, se ha determinado que, a partir del 18 de abril de 2019, todos los países de la Unión Europea deberán ser capaces de recibir y procesar las facturas electrónicas, según el estándar europeo, en la relación B2G.

En este capítulo, la buena marcha de la facturación electrónica a las AAPP (B2G), está reforzando el papel de las grandes empresas como el verdadero motor que impulsa la implantación de la e-factura en el entramado empresarial español. "A pesar de que -señala Redondo- aún faltan cosas por hacer y algunas Administraciones Públicas aún no se han adaptado a la obligatoriedad de facturación electrónica establecida en 2015 por la Ley 25/2013".

Quien usa la factura electrónica

Según el número de documentos, tanto en emisión como en recepción, Madrid, Cataluña y Andalucía lideran el ranking; seguidas de las Comunidades del País Vasco y Valencia. En cuanto al número de empresas que facturan electrónicamente por Comunidad Autónoma, 2017 fue un año de cambios. Así, Madrid, Valencia y Andalucía lideran el ranking de empresas que emiten facturas; seguidas de un segundo grupo de formado por País Vasco, Cataluña, Castilla y León y Galicia.

Por su parte, en recepción, Madrid, Cataluña y Andalucía encabezan el ranking de empresas; seguidas de Valencia, Castilla y León, País Vasco y Galicia. En el caso de Cataluña, el estudio refleja una reducción del 4,96% en el número de empresas que emiten facturas electrónicas y del 1,89% en el número de documentos; lo que ha podido deberse a la situación de inestabilidad del segundo semestre del 2017.

Por sectores

Por sectores, es el sector Servicios el que sigue liderando, con un 52,19% en emisión y un 63,15% en recepción, el mercado. Le sigue la Industria, con el 42,98% de empresas en emisión y el 29,84% en recepción, y el sector Primario, con el 3,14% de empresas emisoras y el 2,78% de empresa receptoras.

Por tipo de empresas, son las de mediano tamaño las que emiten más facturas, el 41,38%, seguidas por las grandes empresas, el 28,91%, las pequeñas, el 22,97% y las micro empresas, con el 6,74%. En recepción de facturas, las que más reciben son las grandes empresas, el 30,67%, seguidas por las pequeñas empresas, el 31,25%, las medianas, el 28,91% y las microempresas, con el 1,11%.

En este sentido, indica Alberto Redondo, "la tendencia continúa en la emisión de e-facturas, destacando este año el aumento de la participación tanto de las grandes empresas como de las microempresas; siendo la variación del 6,45% en el primer caso y del 0,93% en el segundo". "En recepción, las grandes y medianas empresas son las principales impulsoras de la e-factura, suponiendo más del 59% de las empresas que reciben; les siguen las pymes y microempresas, las cuales incrementan considerablemente su representación este año", añade.

Fuente: La Opinión de Tenerife, 5 de agosto de 2018.